Aprende a Facturar una Cooperativa, consejos y más

En el siguiente artículo, se explica cómo facturar una cooperativa, sus aspectos legales, beneficios y desventajas para el trabajador independiente.

facturar una cooperativa

Facturar una Cooperativa

En España, el tema fiscal puede ser muy pesado para trabajadores o empresas que inician operaciones, sobre todo para un trabajador autónomo. Por lo cual, muchos trabajadores independientes optan por realizar su facturación por medio de cooperativas de facturación.

Seguro encontrarás interesante este artículo sobre facturar sin ser autónomo.

Esta opción es la ideal cuando eres un trabajador independiente que no requiere de toda la formalidad que conlleva registrarse como trabajador autónomo, sino que simplemente requieres facturar algunos proyectos de forma esporádica. En estos casos es cuando recurres a las Cooperativas de Facturación.

Cooperativas de Facturación

Las cooperativas de facturación funcionan como intermediarios entre en el prestador de servicio o producto, y su cliente sólo a efecto fiscales.

Son ellas las encargadas de llevar a cabo el proceso de facturación. Para facturar con este tipo de empresas deberás:

Registrarte como miembro de la cooperativa.

Darte de alta en la Seguridad Social por medio de la cooperativa es fundamental. Será de manera temporal, dependiendo de la duración del proyecto a facturar.

Quizás encuentres de utilidad un artículo sobre darte de alta en RETA.

facturar una cooperativa

Al estar legalmente registrado como socio, ya podrás realizar la facturación necesaria a través de la cooperativa, teniendo en cuenta todos los gastos que esto produce.

Ventajas De Facturar una Cooperativa

Al momento de gestionar tu facturación a través de una cooperativa, evitas una serie de trámites y pagos que, de otra manera, harían inviable la realización de determinados proyectos particulares.

Las principales ventajas son:

  1. Todo el trámite relacionado con la facturación es gestionado por la cooperativa.
  2. La cooperativa se encarga de darte de alta y baja en la Seguridad Social, por el periodo que dure el proyecto.
  3. Al realizar la facturación por medio de una cooperativa, evitas el procedimiento y los gastos relacionados con el registro como trabajador autónomo.
  4. Es ideal para trabajadores freelance que no necesitan facturar constantemente.

Obligaciones de facturar una Cooperativa

Así como tiene beneficios el uso de una cooperativa para gestionar tus facturaciones, también tiene algunas obligaciones que deberás cumplir.

  1. Cada factura deberás gestionarla por medio de la cooperativa, por el tiempo que dure el proyecto.
  2. Genera costos adicionales por el servicio, que deben ser pagados a la cooperativa.
  3. Igualmente, debes asumir los gastos relacionados a los impuestos vinculados con el proyecto en cuestión.

Este modelo de empresas es una alternativa para aquellos trabajadores que no requieren una facturación constante. Si bien es cierto que, de igual manera asumen los gastos de facturación e impuestos, también lo es el hecho de que se ahorran el papeleo y el pago de las obligaciones constantes por darse de alta como autónomo.

Es importante que sepas que, al facturar por medio de una cooperativa, tendrás que honrar igualmente los compromisos legales. Además, la cooperativa cobrará un porcentaje de cada factura y un monto por ingreso a la plataforma.

Para los trabajadores independientes sigue siendo una opción viable porque solo deben asumir los gastos inherentes a cada factura. Claro que también puedes estar interesado en darse de alta como autónomo.

¿Qué debes pagar al facturar una Cooperativa?

Sin lugar a dudas, las cooperativas de facturación son una excelente opción para todos los trabajadores independientes. Sin embargo, es importante que conozcas que de igual manera tienes obligaciones que debes cumplir con estas cooperativas.

Al facturar una cooperativa deberás pagar:

  • Cuota por afiliación de socio.
  • El monto correspondiente a la Seguridad Social por los días que hayas estado de alta.
  • El impuesto IRPF, que establece un 2% para ingresos inferiores a €11,700 anuales.
    Comisión por la facturación.
  • Un porcentaje del Impuesto por sociedades.

A pesar de esto, sigue siendo rentable para el trabajo independiente porque te ahorras los costos fijos y recurrentes de registrarte como autónomo cuando en realidad facturas pocas veces al año.

Existen actualmente múltiples cooperativas donde puedes ingresar dependiendo del sector profesional, recuerda que estás cooperativas agrupan trabajadores con un fin común, por lo cual lo ideal es que busques una que se adapte a tu área.

Si no logras encontrar alguna que tenga relación profesional contigo, también existen cooperativas con sectores amplios para los casos por ejemplo de tipo freelance, donde el área profesional puede no estar claramente delimitada.

¿Las Cooperativas de Facturación son legales?

En principio, sí lo son. Las cooperativas de facturación se crean como empresas de trabajo conjunto, con la finalidad de agrupar trabajadores con proyectos similares o afines. En un inicio era necesario que existiera un vínculo profesional entre sus miembros.

Sin embargo, de un tiempo para acá, el gobierno español considera que estas empresas realizan prácticas fraudulentas sirviendo como máscara para la facturación y evasión de compromisos fiscales porque en algunos casos no existe una vinculación profesional entre sus miembros.

Lo cierto es que se hace necesaria una solución para apoyar aquellos trabajadores que requieran llevar a cabo facturaciones, sin que esto implique todo el procedimiento y las obligaciones de darse de alta como autónomo porque en muchos casos esta facturación no es recurrente.

Deja un comentario