Auditoría de cuentas: La guía más completa de la web

La auditoría de cuentas tiene un gran peso en el resguardo y potenciación que ejerce sobre el capital de las empresas. Además de su importante papel en la toma de decisiones por parte de los colectivos (como inversores, accionistas, entidades de crédito, proveedores, clientes y empleados). Por medio de este interesante artículo, conocerás todo lo relacionado con esta temática.

Auditoría de cuentas ¿Qué es una auditoría de cuentas?

Para tener una correcta gestión empresarial, la auditoría de cuentas es vital debido a que reflejan su imagen contable, permitiendo a su vez el control de la Compañía al poder detectar fallos, al promover mejoras para el desarrollo empresarial y conocer así la situación real de la Entidad.

Se basa en el estudio o examinación exhaustiva de un proceso, mecanismo o fragmento para conocer su verdadero rendimiento.  En otras palabras, viene siendo como el examen de la situación de una Empresa que determina que va bien y que va mal en ella.

Las auditorías pueden ser externas (hecha por un auditor independiente) o internas (hecha por un auditor de la misma Empresa). Generalmente, se caracterizan por ser un proceso de inspección, de control de cualquier punto clave de la Empresa y de verificación de su correcto funcionamiento (por medio de diversos tipos de auditoría).

Su objetivo fundamental es el de obtener un informe oficial, emitido por auditor ejerciente el cual da su opinión sobre la veracidad de dichas cuentas, que reflejan la situación real financiera  de la Empresa.

Dentro de esta temática, es recomendable que leas nuestro artículo sobre Balance de situación.

Algunas ventajas de la auditoría de cuentas voluntaria

Entre sus principales ventajas, se pueden destacar las siguientes:

  • Permite cumplir a cabalidad con la legalidad vigente.
  • Brinda una mayor transparencia  y seriedad de la entidad auditada frente a terceros (proveedores, entidades financieras y clientes).
  • Cuentas con el respaldo y fiabilidad de la opinión de un experto independiente en normativa legal, con la máxima independencia respecto de la Empresa auditada.
  • Minimiza el riesgo del administrador.
  • Mayor control y conocimiento de la situación real de la Empresa.
  • Ayuda en la toma de decisiones y en la creatividad estratégica por parte de la Empresa.
  • Permite detectar errores contables.
  • Genera una mayor competitividad frente a empresas semejantes a la tuya dentro del sector.
  • Te brinda ayuda para la financiación de la Empresa.
  • Detecta problemas de gestión, productivos y organizativos.
  • Ten la seguridad que el Auditor te va a ayudar y a orientar para que le hagas frente a los problemas de tu Empresa y busques mejoras.
  • Elevan el valor añadido de la empresa.

¿Qué es una auditoría de cuentas obligatoria?

La Ley de Sociedades de Capital, determina cuales son las Entidades que deben ser auditadas con carácter obligatorio, atendiendo a ciertos parámetros de tamaño, actividades laborales y condiciones de beneficiario de ayudas y subvenciones.

A continuación encontrarás una lista con las Empresas que deben ser auditadas obligatoriamente              (siempre y cuando la Entidad cumpla con 2 o mas parámetros durante 24 meses ininterrumpidos):

  • Aquellas que obtengan ingresos superiores a 5.700.000 euros.
  • Las que posean una cifra de activo superior a 2.850.000 euros.
  • Las que tengan más de 5o empleados.
  • Las Entidades de interés público, que emiten obligaciones en la oferta pública.
  • Aquellas que son beneficiarias de ayudas o subvenciones por parte del Gobierno por monto superiores a 600.000 euros.
  • Las Entidades financieras.
  • Las Sociedades que realizan obras o servicios al Estado.

¿Qué es una auditoría de cuentas voluntaria?

Independientemente del hecho que la auditoría sea voluntaria, esta debe proceder de la misma manera que la obligatoria en cuanto a requisitos y procesos se refiere. Lo que las diferencia, es que esta no tiene la obligación de ser publicada.  Debe ser llevada a cabo, por un Auditor ejerciente, el cual se encuentre inscrito en el (ROAC) Registro Oficial de Auditores de Cuentas.

En este punto, te invito a que leas nuestro artículo sobre inversores privados, este enfoque orientado a todo aquello que resulte para mejora y beneficio de la empresa.

La contabilidad de la empresa

Es una herramienta que usan los ejecutivos en pro de tomar decisiones correctas, para alcanzar sus objetivos fundamentales y metas propuestas para la Empresa. Se vale de datos internos, para generar información plasmada en un informe, que sirve para que los ejecutivos de la Empresa, planifiquen, evalúen resultados y tomen medidas de todo tipo.

En base a la información suministrada por esta contabilidad, puedes conocer a profundidad sobre:

  • La eficiencia en el uso de lo recursos.
  • El logro y éxito de los objetivos trazados.
  • La economía de costos, para lograr una mayor rentabilidad.
  • Garantizar un control gerencial (en funcionamiento de los proceso y en el uso de los recursos).
  • Una planificación estratégica (en cuanto a competitividad y sostenibilidad en el tiempo).

Algunos Informes que nacen de esta contabilidad

Entre estos Informes los más importantes son los siguientes:

  • Los Presupuestos: que permiten planificar bajo un horizonte más detallado y específico, y así de esta manera evaluar desempeños.
  • Los Informes laborales: con el total de horas laborales, horas extras, el dinero implicado, la productividad y el uso de los recursos de la Empresa.
  • Los Informes de variaciones de costos: usa como indicador los gastos y cualquier indicador adicional que sirva para medir la evolución.
  • Los informes analíticos: que sirven para analizar situaciones puntuales, sus causas, frecuencia, impacto que causan y su importancia.

Auditoría de cuentas

La contabilidad de la empresa es clave en determinados puntos

A sabiendas, del rol importante que tiene la contabilidad en la Empresa, esta influye significativamente en los siguientes puntos y en su desempeño también. Entre estos puntos, figuran:

  • La instalación de nuevas unidades de negocio.
  • El discontinuar un producto del mercado por no ver resultados esperados.
  • Iniciar un programa orientado exclusivamente a la reducción de costos, para lograr una mejor rentabilidad.
  • Cuando algunos equipos se deprecian o se vuelven obsoletos, perdiendo su eficiencia se sustituyen por otros de mejor y más actualizada tecnología.
  • La modificación de la lista de precios para buscar una ventaja competitiva, frente a productos similares en el mercado.
  • La capacitación del talento humano de la empresa, a través de cursos, talleres, simposios y conferencias.

Cuando la contabilidad detecta desvíos o errores en cuanto a los estándares del presupuesto e ingresos de la empresa, lo cual perjudica directamente la productividad y sostenibilidad en el tiempo del negocio, se procede a  implementar la herramienta de diagnóstico conocida como tableros de control, que indica un estado de alerta cuando los indicadores sobrepasan los los limites o valores normales.

De esta manera se identifican los problemas de la empresa, se toman medidas y se formulan estrategias  que generen éxito y productividad a corto, mediano y largo plazo. Garantizando así, que la empresa sea rentable.

 

Deja un comentario